¿Cómo ser árbitro de fútbol? Todo lo que tienes que saber

El futbol levanta pasiones. De ahí que, no es extraño que muchos pequeños y pequeñas deseen tener una profesión vinculada a este deporte. Si bien la mayor parte sueñan con ser futbolistas profesionales, otros prefieren aceptar un papel diferente en la cancha: por poner un ejemplo, el del árbitro que aplica las reglas del reglamento.

¿Cómo llegar a ser un árbitro de fútbol profesional?

Hay que reconocer que, en ciertas ocasiones, se trata de una labor poco agradecida, en tanto que los jugadores y el público no siempre y en toda circunstancia comprenden las resoluciones del agremiado. No obstante, los auténticos amantes del deporte llegan a gozar de la profesión. Primeramente, pues les deja conocer en profundidad el reglamento futbolístico; seguidamente, pues participan de forma directa en el trascurso del partido. Todo esto en riguroso directo y desde el césped: ¡adrenalina pura!

Eso sí, hay que tener en consideración que los árbitros acostumbran a compatibilizar su profesión con otro trabajo. Este fenómeno se da en todas y cada una de las categorías, desde Regional hasta Primera División, y no solo en España sino que a lo largo y ancho del mundo.

La combinación de labores da mayor estabilidad a nivel económico al agremiado, mas asimismo deja que prosiga estando empleado cuando pasan los años. Y es que la edad y el estado físico son 2 factores esenciales para ejercer con garantías.

¿Qué cursos habilitan para ejercer como árbitro?

Para ejercer las funciones de árbitro en un terreno de juego es indispensable contar con la acreditación de la Real Federación De España de Futbol (RFEF). Esta acreditación se consigue por medio de los cursos que ofrece el Comité Técnico de Árbitros (CTA). Eso sí, para anotarse hay que asistir a la federación autonómica que más le interese a cada aspirante.

¿Cómo son los cursos de referís de fútbol?

La capacitación acostumbra a iniciar en el mes de septiembre y dura unos 3 meses. Los contenidos se dividen en 2 partes:

Teoría. Conocer todas y cada una de las reglas del juego y examinar las distintas situaciones de agobio en las que se pueden localizar.

Práctica. Iniciarse en la redacción de actas y proseguir un proceso de preparación física.

¿Qué requisitos hay que cumplir para hacer el curso de árbitro?
Como resulta lógico, las personas que se anotan a un curso de arbitraje deben ajustase a un determinado perfil. Estos son los requisitos indispensables para ser admitido por la federación:

Tener la edad conveniente. Los límites de edad cambian dependiendo de la Comunidad Autónoma. Por poner un ejemplo, en ciertos casos el mínimo está en los catorce años y en otros en los dieciseis. Esto asimismo pasa con el límite de edad máxima: de vez en cuando se establece en los veintiseis años y otras en los veintinueve.

No contar con ficha en ningún equipo de futbol. Este requisito garantiza compromiso y también ecuanimidad por la parte del aspirante.

Abonar la cantidad pertinente para tener derecho a examen.

Superar las pruebas físicas. Se trata de pruebas de resistencia y velocidad divididas por sexo. Las mujeres deben llenar seis series de cuarenta metros en menos de ocho minutos y quince segundos. Después, deben hacer dos mil metros en menos de nueve minutos y cuarenta y cinco segundos. Por su lado, los hombres deben correr seis series de cuarenta metros en menos de seis minutos y cinco segundos y después llenar dos mil metros en menos de nueve minutos.

¿Exactamente en qué categorías se puede arbitrar?

Con el título en el bolsillo, un agremiado debe ir pasando por todas y cada una de las categorías hasta ascender al fútbol profesional. Estos son los eslabones que debe superar:

Auxiliar (alevines y infantiles).
Juvenil (cadetes y juveniles).
Ámbito regional (1ª y 2ª Regional).
Ámbito nacional (1ª,2ª y 3ª División).

¿Lo tienes claro? ¿Deseas dedicarte al arbitraje? Puesto que consulta las próximas convocatorias en tu Comunidad Autónoma y inscríbete en el curso. ¡Prepara ya el silbato!

El árbitro es una de las figuras señaladas en cualquier encuentro deportivo. En el futbol, su relevancia excede los límites del campo de juego.

 

Las características para ser un buen colegiado de fútbol (o cualquier otro deporte)

 

¿Qué fan alguna vez no los ha culpado más de una vez de la mala ráfaga de su equipo preferido? ¿De qué forma podría desarrollarse un partido de fútbol sin esos personajes encargados de determinar las pretensiones de las acciones que efectúan los jugadores de los equipos en el campo?

A simple vista, el trabajo del árbitro semeja fácil, no obstante, para desempeñar estas funciones hay que cumplir una serie de condiciones. Acá te voy a contar cuáles son los requisitos para transformarte en árbitro de futbol y de qué forma puedes incorporarte a este ámbito deportivo.

Requisitos para ser árbitro de futbol

Para poder transformarte en árbitro debes primero efectuar un curso para probar tus habilidades. Al acabar la cursada vas a poder hacer tus primeros pinitos en el arbitraje. Primero, como «aspirante», siendo tu función la de trabajar como árbitro en partidos de infantiles; después vas a pasar a hacer «prácticas», cooperando con el arbitraje de partidos en juveniles, y para finalizar, y si has probado una enorme capacidad para el trabajo, puedes transformarte en «árbitro» y empezar tu trayectoria.

Desde esta instancia todo depende de tu desempeño para lograr mejores ocasiones laborales y promocionar un año tras otro. Es simple decirlo, mas es un trabajo duro y diario, ¿estás presto a encararlo? Si es de este modo. Entonces es que tienes lo más importante: la actitud positiva.

Contar con un buen estado físico. Este es el requisito principal para dedicarte al arbitraje. Debes tener en consideración que un árbitro corre en torno a unos 12 quilómetros en un partido de élite, con lo que es preciso que tenga una buena preparación y llegue en buena forma al final de cada encuentro.

Para esto se precisa de unas condiciones físicas afines a la de un buen atleta de cualquier disciplina, con lo que no cualquier podría dedicarse a este oficio. Ya antes de iniciar esta andanza, deben superarse ciertas pruebas que dejen valorar las condiciones de los aspirantes. En el caso de las mujeres, deben efectuarse seis sprints de cuarenta metros y dos.000 metros en carrera de fondo en un tiempo de 8’15 minutos y 9’45 minutos, respectivamente. Los hombres cuentan con 6’05 minutos para los sprints y 9’00 minutos, para la carrera de largo aliento.

Asimismo se les califica la velocidad en la que pueden mudar de movimientos; para esto deben efectuarse sprints diagonales conjuntados con carrera en zigzag, cara atrás y a los costados.

Cualquiera que desee presentarse a las pruebas debe llevar un adiestramiento diario de dos horas y tener unas condiciones físicas que le dejen llevar adelante estos ejercicios. En estas pruebas, además de esto hay una distinción en dependencia del sexo del aspirante. Las mujeres deben superar las series de cuarenta metros

Otro elemento que se valora es la capacidad de observación y la velocidad para dar un resolución en una situación fronteriza. El análisis pormenorizado de los partidos y la comprobación de qué es infracción y qué no lo es buena forma de prepararse para esta una parte de la prueba.

La manera en la que se efectúa esta evaluación es presentando diferentes situaciones hipóteticas fronterizas, y pidiéndole al aspirante que ofrezca un resolución. Conforme a su perspicacia y a su buen ojo, va a poder probar si tiene o bien no las cualidades que se precisan para transformarse en árbitro.

La edad mínima para anotarse en un curso de arbitraje es los catorce años (en ciertas Federaciones se deja la integración hasta los dieciseis) y el propio Comité de Árbitros de la Federación en la que se efectúa el curso se hace cargo de seleccionar el material y de formar a los pupilos. En este curso hay una capacitación teorética y una práctica y vas a poder aprender de profesionales de nivel que te van a enseñar todos y cada uno de los secretos del arbitraje en el futbol.

Existe asimismo un límite de edad máxima que acostumbra a estar entre los veintiseis y los veintinueve, depende de la Comunidad Autónoma en la que se realice el curso. Otro de los requisitos en no estar afiliado a ningún equipo de fútbol; para poder asegurar la ecuanimidad en el desempeño de las labores del arbitraje.

Para poder presentarte al examen debes además de esto abonar la matrícula a la Real Federación De España de Futbol (RFEF), la que ahora ronda los cien euros.

Las categorías del árbitro de fútbol

Tras finalizar el curso de arbitraje recibes una acreditación de la Real Federación De España de Fútbol (RFEF) que te deja ejercer como árbitro en partidos de fútbol de corte oficial. Esta es la única forma de desempeñarte en el arbitraje. Desde ese instante tu carrera empieza y tu porvenir va a depender de tu capacidad de promocionar.

Esto quiere decir que, en el momento en que has logrado tu titulación, te espera un largo camino de promoción, hasta ascender al fútbol profesional.

En la escala, la promoción se divide de la próxima forma: Auxiliar (que arbitra partidos de alevines y también infantiles), Juvenil (que ejercita como juez en partidos de la categoría juvenil), Ámbito regional (arbitrando partidos de 1ª y 2ª Regional) y Ámbito nacional (que puede ejercer como árbitro en partidos de la 1ª,2ª y 3ª División). También, si deseas hacer carrera en el extranjero, vas a tener primero que probar tus capacidades en el territorio nacional y también ir ascendiendo poco a poco.

A fin de que te hagas una idea, en el arbitraje las cosas marchan aproximadamente igual que en la carrera futbolística. Si empiezas con buen pie, pruebas buenas destrezas para efectuar las funciones y tienes una buena actitud, puedes ir ascendiendo y promocionando.

De este modo, transcurrido el tiempo no solo van a poder surgir mejores ocasiones laborales sino asimismo van a mejorar tu salario y tu prestigio. Se trata, en suma, de hacer las cosas con muchas ganas y esmerarte por dar lo mejor de ti en todos y cada partido, como hacen los jugadores en todos y cada encuentro. No suena tan mal, ¿cierto??

Cursos para ser árbitro de futbol

El mejor consejo que se me ocurre darte si deseas transformarte en árbitro es que asistas a las delegaciones de cada Federación de tu zona para descubrir por ti los requisitos de sus cursos para árbitro y las posibilidades que tienes de incorporarte. Recuerda que las clases empiezan en el mes de septiembre, con lo que debes presentarte ya antes del mes vigente para llegar a tiempo de anotarte. Los cursos para iniciarse duran 3 meses y al terminarlos, puedes empezar a anotarte a los exámenes para ir promocionando y logrando ocasiones laborales acorde a tus capacidades.

En el terreno de la teoría en el curso vas a aprender en detalle las reglas del juego y asimismo te guiarán para aguzar tus sentidos en el análisis de las distintas situaciones, a fin de tomar las resoluciones adecuadas en un tiempo breve.

En lo práctico, aparte de imponerte una serie de ejercicios diarios para sostenerte en forma y poder rendir apropiadamente, se te va a enseñar a levantar actas; cosa que el árbitro debe hacer toda vez que se desempeña como juez en un partido. La redacción de estos documentos precisa de un lenguaje preciso que todo arbitro debe conocer y emplear adecuadamente.

Hay muchas academias, afiliados a las Federaciones que ofrecen el curso de árbitro, con lo que no vas a tener inconveniente en hallar dónde aprender los secretos del arbitraje. Además de esto, en España hay un programa que lleva por nombre «Talentos y Mentores» consistente en un proyecto para formar y controlar las destrezas de los aspirantes en el arbitraje.

Todos los años se efectúa una selección de los mejores árbitros del país para entregarles ocasiones laborales. Los aspirantes deben superar una serie de pruebas físicas, de comunicación (han de saber expresarse por escrito y verbalmente en castellano y también inglés) y otros retos para calificar el perfil sicológico, y revisar si están listos para aguantar la tensión que puede recaer en sus hombros al desempeñar como árbitros de un partido de https://todoparaarbitros.com/ropa/futbol.

Si deseas convertirte en árbitro! Pues ánimos!

Si deseas comprarte tus primeras tarjetas haz clic aquí! 

Y para que no te falte tu primer uniforme haz clic aquí!

Compartir en:

Deja un comentario